lunes, 20 de octubre de 2008

Molleja insólita

Sí. Otra vez se reunió la Mesa de Enlace de SOBÁ. Esta vez, y siendo 17 de octubre, se realizó un asado peronista con tira de asado, chinchulines, chorizo, morcilla, mollejas, lomo, bondiola y matambrito de cerdo. Papipo, expulsado de SOBÁ porque ya no es anónimo y ni siquiera es blogger, participó como invitado especial para cumplir el rol de parrillero.
Fiel a las tradiciones del gremio, se invitó a Ulises, Rotman y Fabregat, que cumplieron con lo esperado y no vinieron. En realidad a Rotman nadie se acordó de llamarlo, pero seguro que no venía. La "mesa chica" quedó conformada (según orden de llegada) por: El Aguilucho, Papipo, Samurai, Herbie, Ringo, Sereneider, Wall y Peralta.
Como es costumbre, los temas tratados en esa mesa mueren en esa mesa; las barbaridades dichas y escuchadas entre corte y corte serían suficientes para unas cuántas querellas penales en nuestra contra.
Pero hubo algunos detalles que mi abogado me autorizó a revelar. Sereneider, haciendo gala de gustos refinados -más propios de un francés que de un argentino- se negó a ponerle al choripán un chimicurri sin fecha de vencimiento. No contento con esto, y demostrando que no hay condimento que le venga bien, tampoco quiso usar el ketchup y la salsa picante, que sí tenían fecha impresa. "Esto está vencido", dijo como excusa. Y no lo comió.
El gran debate vino con la molleja. Papipo la tiró a una cacerola, como si fueran sorrentinos. "¡Las herviste animal!", dijo uno. Papipo se defendió y dijo que era sólo un "blanqueo". Para saldar el entredicho, este blog consultó a Gallo. El periodista, asador y blogger de pocas palabras (veinte) se entusiasmó con el tema y llevó la polémica a la tapa de Noticias con este título: "Molleja insólita. Por qué el gobierno quiere blanquear a la achura como a los fondos de Santa Cruz".
Ya al borde de una ruptura, un fuerte debate llegó a la hora de los postres. "Aguilucho pelotudo, compraste helado de frambuesa". Todos festejaron el comentario, pero de frambuesa no quedó nada.

5 comentarios:

Samurai Jack dijo...

Aclará que no sólo te dijimos pelotudo sino que además dejamos en claro que la frambuesa es de puto. Y después nos la comimos toda.

Peralta dijo...

sí, se la comieron toda después de que yo amenacé ponerla en cierta parte de mi cuerpo (voluminosa, por cierto) para que chuparan el helado. Ahí sí, no quedó nada de la frambuesa. Pero yo no comí frambuesa. Los lectores saquen sus conclusiones.

Minerva dijo...

Yo ya dije esto alguna vez pero: siguen sin invitar damas. Machistas.

Peralta dijo...

Minerva, si ha seguido la interna de Sobá, sabrá que soy el único macho que propone invitar minas; pero tienen miedo, qué va a ser. Igual podemos hacer alguna reunión, si quiere

Anónimo dijo...

Invitá putoooouuu!!!!
M.G.W.